Cómo afecta en la conducta de los niños los animales de compañía

Cómo afecta en la conducta de los niños los animales de compañía

Las mascotas han pasado a formar parte esencial del núcleo familiar, en su mayoría, los hogares españoles cuentan con al menos una mascota, ya sea un perro o un gato, pero esencialmente los animales de compañía más predilectos son los perros, esto debido a lo afectivo que son con su dueños.

Se ha demostrado que tener un perro en casa puede resultar muy positivo para el desarrollo del niño, mucho se ha hablado de que los niños que cuentan con una mascota se inmunizan siendo menos propensos a alergias, pero los beneficios no son solo desde el punto de vista de la salud física, sino también en la emocional.

Cómo afecta en la conducta de los niños los animales de compañía
Cómo afecta en la conducta de los niños los animales de compañía

Conducta de los niños hacia su mascota.

Según la edad en la que se encuentren, los niños tienden a desarrollar conductas diversas cuando están ante una mascota, un perro específicamente, a continuación algunos ejemplos de esto:

  • Niños de 2 a 3 años, suelen desarrollar conductas catalogadas como agresivas, ya que, la forma de expresar sus emociones hacia la mascota suelen estar representados por empujones y golpes.
  • Los niños con edades comprendidas entre los 3 y 4 años, suelen ser más afectivos, amorosas, se enfocan en acariciar y abrazar a sus mascotas.
  • Entre los 5 y 6 años de edad aumenta la afectividad, los abrazos hacia sus animales de compañía y los masajes, caricias, son más constantes.

En esencia lo que este estudio demuestra es que los niños son capaces de conocer más acerca de sentimientos y afectos, así como las formas de expresarlos cuando crecen con un perro como mascota.

 

Aumento de las capacidades sociales.

Socializar es algo que puede resultar bastante complejo para algunos niños, pero según expertos, si desde muy pequeños estos cuentan con un perro en casa, en especial si es un cachorro, el crecer juntos le puede ayudar a desarrollar sus capacidades sociales al máximo.

Los perros vendrían siendo el primer amigo de los niños, lo que los motiva y enseña acerca de cómo demostrar afecto e incluso cómo comportarse ante determinadas situaciones.

 

Beneficios de una amistad entre los niños y sus mascotas.

Los efectos positivos que pueden llegar a tener una mascota sobre la conducta de los niños son realmente sorprendentes, entre los beneficios más resaltantes se pueden mencionar los siguientes.

  • Logro de cierto nivel de independencia, cuando un niño tiene una mascota aprende a obtener responsabilidades, a cuidar de alguien más, en este caso su perro, lo que los hace menos dependientes de sus padres.
  • Favorece el desarrollo de muchas habilidades cognitivas y emocionales, en esencia, aprenden a dar y recibir afecto.
  • Al convivir con un perro, el niño desarrolla ciertas habilidades físicas, al proporcionarle afecto con su mascota, está estimulando sus relaciones sociales, deja la timidez de lado y se relación con los animales para luego hacerlo con otras personas.
  • Los animales de compañía como los perros, son de gran importancia en el desarrollo emocional del niño, incluso tienen gran incidencia en la superación de traumas emocionales.

Una mascota, en especial si se trata de un perro, siempre será una buen opción para un niño, incluso desde que son bebes, porque los perros pueden ayudar al desarrollo psicomotor de este, en esencia, los niños que tienen mascotas son más sanos física y emocionalmente.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp